Compartir

SHAFAQNA – La traducción del Capítulo 2 del Sagrado Corán, Sura Al-Baqara, aleya 256.

En el nombre de Dios, El Compasivo, El Misericordioso

فَمَنْ يَكْفُرْ بِالطَّاغُوتِ وَيُؤْمِنْ بِاللَّهِ فَقَدِ اسْتَمْسَكَ بِالْعُرْوَةِ الْوُثْقَىٰ لَا انْفِصَامَ لَهَا ۗ وَاللَّهُ سَمِيعٌ عَلِيمٌ

“Así que, quien descrea de los falsos dioses y crea en Dios, se habrá aferrado al asidero más firme, en el que no hay fisuras. Dios todo lo oye, todo lo sabe”.

Introducción

La fe en el gobierno de Dios y la aniquilación de los tiranos

Se ha mencionado mucho en el Sagrado Corán sobre la lucha en contra las arrogancias y el levantamiento contra los tiranos.

Esta aleya expresa que la fe en Dios, sólo se consolida después de la aniquilación de los tiranos, su negación y rechazo, lo cual solo tiene lugar cuando se construye una unión profundamente enraizada con el gobierno de Dios.

Pues; la aniquilación de los tiranos es el derrocamiento de todo gobernador que domina a la comunidad aparte de Dios.

Por ende, la fe en Dios no se consolida; sino con la fe en el mando de un gobierno opuesto al de los tiranos, el cual es el gobierno y la conducción de Dios Altísimo.

Islam político

Una de las diferencias que tiene el Islam con muchas religiones, especialmente con las religiones monoteístas, a pesar de que obviamente, tenemos muchos puntos en común y muchos encuentros; pero también tenemos nuestras diferencias y es que en el pensamiento islámico, el individuo va acompañado de la sociedad, es decir que la dimensión individual no está separada de la dimensión social. En el Islam se estipula una relación entre estos dos, los intereses del ser humano como individuo y los intereses de la sociedad como grupo humano. En el Islam no hacemos diferencias entre la vida interior del ser humano y la vida exterior, es decir que la espiritualidad islámica, no está supeditada únicamente a un estado interior o a un desarrollo interior o a un perfeccionamiento interior del hombre, sino que también tiene que ver con sus relaciones exteriores, con la dimensión social. Del mismo modo, no creemos que la salvación, el concepto de salvación sea algo dedicado sólo a la otra vida, sea algo dedicado a la vida espiritual y nada más, también se une lo espiritual y lo material. En el Islam, la vida terrenal y la vida del más allá van unidas.

En el Islam la racionalidad, la espiritualidad, la justicia y la moral son cuatro términos fundamentales, que son los ejes primordiales de la religión islámica.

En el Islam, nosotros no podemos hacer una distinción entre un Islam racional y un Islam no racional o irracional porque, en realidad, nunca hubo una diferenciación entre el concepto de fe y el concepto de intelecto, estos son dos conceptos que van unidos en la visión; entonces no podemos separarlos o distinguirlos.

Nosotros, en el Islam creemos que el intelecto o la razón es un regalo de Dios, es un obsequio de Dios al ser humano, del mismo modo que Dios envió a Profetas como Abraham, Moisés,  Noé, Jesús o como Muhammad, también envió al “intelecto”, y entre estos dos hay una relación muy fortalecida; pues no existe contradicción entre intelecto y Revelación; sino que juntos van de la mano, creemos que tanto la necesidad, la consciencia humana de la naturaleza primigenia del ser humano con el intelecto y con la Revelación, van unidas, creemos que la justicia, no es un concepto que hay que imponerle al ser humano, sino que la justicia es el proceso natural del proceso del ser humano en un ámbito de espiritualidad y de moral, es en ese sentido, que no existe espiritualidad y no existe moralidad hasta que no exista justicia, por lo tanto  hay una unión de estos conceptos.

Relacionado: Un instante de luz: Mandatos para las mujeres en el Corán

Islam social

La fe en Dios es una creencia, individual, social, y política

Esclarecido lo anteriormente mencionado, que la fe en Dios no sólo es una creencia individual, sino que es política, unificada y social, vemos que la fe correcta se rechaza por ejemplo en el Sufismo y el abandono de las responsabilidades sociales. Porque en el Sufismo y otras escuelas que pretenden ser una religión, no enfrentan realmente a los tiranos, por lo que en el hecho, no existe fe en Dios sin el rechazo a los tiranos.

Por ello, sostenemos que la fe en su forma correcta, insiste en la unión del hombre con la sociedad, haciéndolo asumir responsabilidades y observar los más importantes compromisos, asumiendo las cargas más pesadas en el camino del género humano, con objetivos buenos y virtuales.

Es claro, que cada hombre posee dones individuales, y sociales, los cuales se afectan mutuamente evolucionando. Muchos de los mismos sólo resaltan y desarrollan en estado de unión con la comunidad, participando de las acciones y tratos sociales. Por eso, se considera al ser humano como un ente social por naturaleza.

Podemos indicar algunas  narraciones con respecto al tema.

Del Imam Kazim (AS): “ Existen tres peligros; violar el pacto, abandonar la tradición, y separación de la comunidad”. Al Behar, T.11. P. 266

 Del Imam Baqir (AS): El Mensajero de Dios (BPUH) dijo: “Quien se separa de la comunidad de los musulmanes, está sacando el nudo del islam de su cuello, se le preguntó: ¡Oh, Mensajero de Dios! ¿Qué es la comunidad de los musulmanes? Respondió (BPUH): la comunidad de la gente de la verdad, aunque fuesen poco”. De “Amale Saduq”, P 297

Islam individual

El noble islam es una religión que tiene planos para todos los momentos de la vida del ser humano, de ahí es que el islam es un estilo de la vida.

En este estilo de la vida no se ha especificado un día especial para la adoración, para que la gente se olvide de Dios durante la semana y sólo recuerden a Dios en el mismo día. Nosotros queremos en cada momento y lugar hablar con Dios y siempre está abierta, la puerta de la Misericordia de Dios.

Pasemos ahora, a algunos de los efectos de la religiosidad en la vida individual.

La tranquilidad mental y la paz interior

La religión y el monoteísmo son la más importante fuente de las necesidades espirituales humanas y la nutrición psicológica. Porque con su recuerdo, los corazones intranquilidades se van a tranquilizar. El generoso Corán, (13:28).

“Aquellos que creen y tienen sus corazones tranquilos, ¿Acaso no es con el recuerdo de Dios como se tranquilizan los corazones?”  

Optimismo y esperanza

Una de las enfermedades espirituales en el mundo moderno de hoy, de los no creyentes, es el pesimista, dolorosa y decepcionante sistema de la existencia y su futuro de la vida. Mientras que el hombre religioso debido a que cree en el origen de la existencia, considera que Dios es creador de los universos, amable y misericordioso con ellos. También cree en la vida después de la muerte (resurrección). En los escenarios difíciles de la vida, espera las bendiciones y la ayuda divinas, confía en Dios, que Él tiene capacidad de todo. El noble Corán, (11:88).

“Pues mi éxito depende exclusivamente de Dios. En Él pongo mi confianza y hacia Él me vuelvo”

 

Fuentes consultadas:

Noble Corán,  las suras 2:256- 13:28; 11:88

Al  Haiat “la vida” T.2. Muhammad reda Hakimi

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here