Compartir
Donald Trump, ACLU, HRW, coronavirus
Un área cercada superpoblada que alberga a familias inmigrantes en una instalación fronteriza en Texas, EE.UU. (Foto: Reuters)

SHAFAQNA – Hispan TV: Mediante un estudio publicado el jueves, la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés) junto a la organización pro derechos humanos Human Rights Watch (HRW) y el Centro Nacional de Justicia para Inmigrantes (NIJC, por sus siglas en inglés) condenaron la gestión de la Administración estadounidense presidida por Donald Trump sobre las detenciones de inmigrantes en el país norteamericano y las “condiciones miserables” que se enfrentan estas personas en “lugares remotos”.

“La Administración Trump y su insensible indiferencia hacia los derechos de los inmigrantes ha permitido que las malas condiciones en el sistema de detención se deterioren aún más”, subraya la investigadora principal de HRW, Grace Meng.

El estudio, llamado “Zonas libres de justicia: detención de inmigrantes en Estados Unidos bajo la Administración Trump” detalla cómo los detenidos sufren las condiciones “inhumanas” con un acceso “insignificante” a la atención médica, tanto antes como después del brote de la pandemia de coronavirus (COVID-19) en el territorio estadounidense.

De acuerdo con la investigación, desde 2017 se ha facilitado la entrada de empresas privadas para gestionar este tipo de centros, lo que les ha reportado miles de millones de dólares de ingresos a costa de las condiciones de vida de los migrantes retenidos.

Relacionado: HRW critica el programa migratorio de EE.UU.

Además, el estudio aclara que a partir de enero de 2020, el 81 % de los detenidos se encuentran en instalaciones gestionadas por empresas privadas, una cifra que sube hasta el 91 % si se contabiliza desde 2017, año en el que se abrieron 40 nuevos centros.

“Hemos experimentado un crecimiento sin precedentes y sin control en la detención de personas indocumentadas y solicitantes de asilo en la última década”, enfatiza la directora de comunicaciones del NIJC, Tara Tidwell Cullen.

Las entrevistas realizadas muestran que en estos centros las condiciones sanitarias y médicas son muy deficientes, pues en ocasiones, han denunciado, no disponen ni de medicamentos, ni de jabón para lavarse.

El informe denuncia que los inmigrantes no disponen de acceso a un abogado mientras que antes de la llegada de Donald Trump en 2017, estos lugares contaban con “cuatro veces más abogados” que ahora.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here