Compartir

SHAFAQNA- Lo que sigue es parte del libro Nahyul Balagha escrito por Sayyid Muhammad Radi y traducido por Muhammad ‘Ali Anzaldua Morales y Abdul Jabir Arce que ha sido seleccionado por Shafaqna.

Discurso 87

En este discurso, Hazrat ‘Ali (P) ha descrito los signos por los que un musulmán fiel y sincero y una persona amada por Dios pueden ser reconocidos. Ha explicado lo que significa el ateísmo y cómo se pueden alcanzar la guía y la salvación. Ha mostrado la forma de alcanzar los favores de Dios y evitar Su Cólera:
“¡Oh gentes! Los más amados por Dios son los que han rezado por su ayuda para sobreponerse a sus pasiones. Los que han reconocido la seriedad y tristeza de la vida y quienes Le temen; quienes han aceptado la verdadera religión y están dispuestos a encontrarse con la muerte cuando llegue, quienes se dan cuenta de la finalidad última de su existencia, y están deseando soportar toda adversidad para el final virtuoso y feliz de la vida; que ha estudiado los hechos y realidades de la existencia de esta tierra y han tomado lecciones y advertencias de los mismos hechos y realidades; que hacen lo mejor que pueden para hacer el bien, teniéndole siempre en mente; que se esfuerzan para adquirir la perfección que Dios les ha ayudado a alcanzar y después de conseguirla, andan en el camino de la verdad y la piedad; que han superado los deseos desordenados y no están ansiosos por nada sino (por buscar) el superarse por Dios y recibir Sus Bendiciones; que han superado la ceguera mental, han abandonado la compañía de la gente viciosa y han llegado a ser fuente de guía hacia la verdad y un medio de control sobre las actividades viciosas; que han visto el camino recto de la religión y lo han adoptado, han reconocido la verdad y la justicia y afrontando las dificultades con valentía y superando los obstáculos se han coligado con Dios y la religión.
Su fe en Dios es como un brazo, irradiando virtud e iluminando el camino de la verdad. Se han consagrado al servicio de Dios, resolviendo los problemas de la vida con ayuda de la verdad y la justicia, y dirigiendo a la gente hacia la religión, son como una vela encendida en la oscuridad de las incertidumbres, despejando las dudas, desembrollando los problemas difíciles, y guiando a la gente fuera del caos y el ateísmo. Si hablan, es para explicar los hechos y realidades.
Si están callados es porque han aceptado la lógica de la verdad en la religión. Ya que son sinceros en su amor y devoción por Dios, El también les ha seleccionado para actuar como guías y directores de la humanidad, como una de las fuentes de Su religión, y uno de los pilares de la fe en esta tierra.
Se obligan a sí mismos a ser siempre justos y el primer acto de justicia que harán es el deshacerse de los deseos inmoderados, apartarlos de su mente y decir la verdad y actuar de acuerdo con ella. No dejarán de hacer ninguna buena acción ni dejarán de tener buenos pensamientos.
Han basado sus pensamientos y acciones en el Corán que es su guía y dirección. Aceptan sus enseñanzas y siguen sus reglas cuidadosamente.
Comparado con ellos, hay otras gentes que pretenden ser instruidas, pero no lo son. Han amasado nociones necias, analfabetismo de gente ignorante e ideas equivocadas y cisma de personas viciosas y extraviadas. Para engañar a la gente han puesto trampas de mentiras y engaños a su alrededor. Explican el significado del Libro Sagrado para amoldarse a su propósito y deformar la verdad para que se amolde a sus propios deseos. Pacifican la conciencia de la gente y los animan a cometer los mayores pecados, terribles atrocidades y malvados crímenes. Como seres humanos, declaran que son siempre cautos acerca de las dudas y el cisma, y sin embargo de hecho, están muy comprometidos con ellos. Se parecen a un hombre pero tienen el intelecto subdesarrollado de una bestia. No conocen el camino de la verdadera religión para seguirlo ni el auténtico ateísmo para evitarlo; la suya es una mente muerta en un cuerpo viviente.
¿A dónde vais y qué seguís? La Verdad (El Islam) ha fijado sus hitos, ha encendido sus fanales y ha establecido indicadores y direcciones; a pesar de todo esto, sois extraviados y confundidos.
Pero, ¿Porqué debierais estar perplejos cuando tenéis a Ahlul Bait (P)-descendientes del Sagrado Profeta (PBd)- entre vosotros?
Os dirigirán hacia la verdad y la religión, os guiarán hacia el camino de Dios, os hablarán en el lenguaje de la verdad. amadlos y respetadlos como amáis y respetáis al Sagrado Corán. Para calmar vuestra sed por las realidades de la vida volveos hacia ellos igual que los animales sedientos se reúnen en torno a los abrevaderos.
¡Oh gentes! Escuchad y recordad bien los dichos del Sagrado Profeta (PBd) que nuestra muerte física no significa que hayamos desaparecido totalmente de entre vosotros y nuestra vejez no significa que nos hayamos vuelto seniles e inútiles.
¡Oh gentes! No habléis acerca de cosas que no conocéis, porque de este modo podéis negar la verdad. No hagáis responsable a determinada persona de vuestros vicios y pecados, persona de la que hayáis rechazado sus enseñanzas y habéis
rehusado aceptar su consejo.
¿No os he explicado el Corán? ¿No os he dejado a Ahlul Bait (P) con vosotros para guiaros? ¿No he mantenido alto el estandarte de la fe para que os juntéis a su alrededor? ¿No os he provisto de paz y prosperidad basada en la fuerza de mi justicia y mi equidad? ¿Y no os he enseñado con palabras y acciones la vida sencilla y el pensamiento elevado? ¿Con mi ejemplo ante vosotros, no os he entrenado a aceptar los más altos valores de la moralidad? Así pues, recordad que no deberéis intentar formaros opiniones sobre cosas que no comprendéis o no podéis captar.
La supremacía de los Banni Umayah sobre el estado islámico será suficientemente larga para que la gente se imagine erróneamente que su influjo durará eternamente y que sus crueldades y tiranías sobre el mundo Musulmán no tendrán nunca final. Una noción tal, es equivocada; para ellos, los placeres de un gobierno sin Dios son como un brebaje delicioso que pueden tener en su boca por algún tiempo y que habrán después de escupir poco a poco.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here