El status de la señora Fátima (P)

276
Compartir

SHAFAQNA – En uno de los relatos de la sagrada tradición, Yabir (un compañero del Profeta y un número de Imames) le preguntó a Abu Yafar (el Imam Baqir): ¡Sea yo sacrificado por ti! Oh hijo del mensajero de Dios, háblame acerca de las virtudes de tu abuela Fátima (P) que si lo cuento a los shiitas (partidarios de Ali y su Descendencia), ellos estarían felices.

Abu Yafar (P) dijo: Mi padre (el Imam Sayyad) dijo que mi abuelo (el Imam Hussein) dijo que el mensajero de Dios Exaltado sea, dijo: ¡Oh gente reunida! Hago honor a Muhammad, Alí, Hasan, Hussein y Fátima. ¡Oh gente reunida! Inclinen su cabeza y bajen sus miradas. Esta es Fátima yendo al cielo… cuando ella alcance la puerta del cielo, ella mirará alrededor. Dios dirá: ¡Oh hija de Mi querido! ¿Por qué miras alrededor cuando yo ordené que tú fueses llevada a mi cielo? Ella dirá: ¡Oh Señor! En un día así, me gustaría que mi status fuese conocido. Dios dirá: ¡Oh hija de mi querido! Regresa y mira a cualquiera que tenga amor en su corazón por ti y por cualquiera de tu progenie, toma su mano y éntralo al paraíso.
Abu Yafar (as) dijo: ¡Por Dios, Oh Yabir! En ese día, ella tomará a sus seguidores (shiitas) y a quienes la amaban, como un pájaro toma el buen grano de entre los malos granos. Cuando todos sus seguidores (shiitas) estén con ella en la puerta del cielo, Dios les inspirará para que miren alrededor y cuando ellos lo hagan, Él dirá: ¡Oh mis queridos! ¿Por qué miran alrededor cuando Fátima (as), la hija de Mí querido, ha intercedido por ustedes?
Ellos dirán: ¡Oh Señor! En un día así, nos gustaría que nuestro estatus fuese conocido. Dios dirá: ¡Oh mis queridos! Regresen y miren quién los amó por el amor de Fátima (P), quién los alimento por el amor de Fátima (P), quién los vistió por el amor de Fátima (P) y quién los defendió contra una calumnia por el amor de Fátima (P), luego tomen sus manos y éntrenlos en el paraíso.
Abu Yafar (P) dijo: Por Dios, nadie quedará que acepte al que duda, al incrédulo, y al hipócrita. Cuando ellos sean llevados a la superficie (del infierno), ellos gritarán como Dios dice: “Así carecemos de intercesores. Y de un amigo fiel”. (26: 100- 101).
Además ellos dirán: “Ahora, si fuera posible regresar una sola vez, seríamos creyentes.” (26:102)
Abu Yafar (P) dijo: “¡Hasta donde! ¡Cómo es posible su argumento será rechazado.”
… y si los regresaren, sin duda volverían a aquello que les es prohibido, y ciertamente son mentirosos.” (6:28) [1]
El status de la señora Fátima (P) en la Resurrección
En otro relato de la tradición profética, se menciona que: “Yo (el narrador) escuché que el líder de los creyentes, Alí ibn Abi Talib (P), decir que un día el mensajero de Dios, visitó a Fátima (P) cuando ella estaba triste. Él le dijo: ¿Por qué estas triste, oh hija mía? Ella contestó: ¡Oh padre! He pensado en la expulsión desde las tumbas, cuando todas las personas estarán desnudas en la resurrección, él dijo: ¡Oh hija mía! Es en verdad un día importante, pero Gabriel (P) me comunicó de parte de Dios, la Dignificada Majestad, que Él dijo:
El primero por el cual la tierra explotará en dos partes en la resurrección seré yo, luego mi padre Abraham (P), luego tu esposo Alí ibn Abi Talib (P), luego Dios enviará a Gabriel (ángel) con setenta mil ángeles quienes harán cúpulas de luz sobre tu tumba, luego Israfil (ángel) te traerá tres vestidos de luz y permanecerá cerca de tu cabeza y te llamará: ¡Oh Fátima, hija de Muhammad! Levántate por tu expulsión. Luego te levantarás a salvo de cualquier temor y tu privacidad será cubierta. Israfil te dará los vestidos, los cuales tú usarás. Luego Rafael (ángel) te traerá una montura de luz cuya brida está hecha de perlas húmedas y que tiene un abanico dorado. Tú lo montarás y Rafael sostendrá las riendas. Enfrente de ti estarán setenta mil ángeles sosteniendo las banderas que glorifican a Dios Exaltado sea.
Cuando te canses, setenta mil Uríes (hermosas mujeres del paraíso) te recibirán. Feliz de mirarte cada una estará sosteniendo un incensario de luz, emitiendo, sin fuego, el dulce aroma de incienso de aloe, y usando una corona de joyas adornado con perlas. Ellas te escoltarán a tu derecha.
 Cuando tú avances una distancia hasta el lugar donde se encuentran las Huríes, María la hija de Imrán, te recibirá con su comitiva, un número de Huríes similar al tuyo. Ella te saludará y luego te escoltará con su comitiva a tu izquierda.
Luego tu madre Jadiya (P), la hija de Juwailed, y la primera mujer creyente en Dios y su mensajero, te recibirá con una comitiva de setenta mil ángeles que sostienen banderas que exaltan a Dios Altísimo. Cuando tú te acerques a esa congregación Eva te recibirá con setenta mil Huríes y Asiya (P) la hija de Muzahim. Ellas juntas te escoltarán hasta que estés en medio de la congregación.
Dios Todopoderoso reunirá todas las criaturas de pie en una hilera. Luego un anunciador desde abajo de su trono llamará, para que cada criatura escuche, que: bajen su mirada hasta que Fátima la hija de Muhammad y quien quiera que con ella este pase. Nadie te mirará excepto Abraham (P) el amigo de Dios, y Alí ibn Abi Talib (P). Adam (P) pedirá ver a Eva (P), y él verá junto a ella, a tu madre Jadiya (P) frente a ti.
Un púlpito de luz con siete escalones será ubicado para ti. Habrá filas de ángeles de un escalón a otro sosteniendo banderas de luz. Las Huríes se harán en fila a lado y lado del púlpito. Las más cercanas (a ti) de las mujeres a tu izquierda serán Eva y Asia (P). Cuando llegues a la cima del púlpito, Gabriel (ángel) vendrá y dirá: ¡Oh Fátima! Pide lo que quieras.
Tu dirás: ¡Oh Señor! Muéstrame a Hasan y a Hussein (P) entonces ellos vendrán. Tu hijo Hussein (P) estará sangrando. Él dirá: ¡Oh Señor! Toma hoy mi derecho de aquellos que fueron injustos conmigo. El Exaltado se enojará y por Su ira, el infierno y los ángeles también se enojarán. El infierno exhalará. Un regimiento saldrá del fuego y recogerá a los asesinos de Hussein (P), sus hijos y nietos. Ellos dirán: ¡Oh Señor! Nosotros no estábamos presentes en el asesinato de Hussein (P). Dios ordenará a los ángeles del castigo que los reconozcan por sus marcas, miradas tristes (de temor) y rostros oscuros (empañados) para que los agarren por sus copetes y los arrojen al nivel más bajo del fuego. Ellos fueron más duros con los seguidores de Hussein (P) que sus padres, quienes lucharon y asesinaron a Hussein (P). La inhalación en el infierno será escuchada.
Luego Gabriel dirá: ¡Oh Fátima! Pide lo que quieras. Tu dirás: !Oh Señor! Mis seguidores (shiitas). Dios dirá: los he perdonado. Tú dirás: ¡Oh Señor! Los seguidores de mis hijos. Dios dirá: los he perdonado. Tú dirás: ¡Oh Señor! Los seguidores de mis seguidores. Dios Exaltado sea, dirá: ¡Anda! Quienquiera que se refugie contigo estará contigo en el paraíso. Entonces todas las criaturas desearan haber sido Fatimíes. Tú avanzarás con tus seguidores, los seguidores de tus hijos y los seguidores del líder de los creyentes. A salvo y sin temor, con sus partes privadas cubiertas, concluidas sus dificultades, facilitado su destino.
Cuando tu llegues a la puerta del paraíso, doce mil Huríes, quienes nunca antes recibieron a nadie ni recibirán a nadie después de ti, te recibirán, sosteniendo lanzas de luz, cabalgando en carruajes de luz con sillas de oro amarillo y rubí, y riendas de perlas húmedas, en cada carruaje hay un almohadón hecho de seda bordada embellecida… (ver la continuación en archivo pdf)
Extraído del libro  Fátima y La Virgen María
Editorial Elhame Shargh
Todos derechos reservados.
Se permite copiar citando la referencia.
Fundación Cultural Oriente

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here