Nueva York, ciudad santuario que desafía a Trump a favor de indocumentados

15
SHARE

SHAFAQNA – “Me llamo Ángela Navarro y estoy cansada de vivir con miedo en las tinieblas por temor a ser deportada.

La situación de Ángela no es única, podría ser la de 11 millones de indocumentados en Estados Unidos. Afortunadamente existe un movimiento que podría ayudarlos a permanecer en el país, al menos temporalmente.

El movimiento santuario surgió a principios de los 80 cuando varias instituciones religiosas empezaron a ayudar a indocumentados que intentaban cruzar hacia Estados Unidos. Hoy en día otro tipo de instituciones e incluso ciudades enteras han adoptado el nombre de santuario.

Durante la administración de Barack Obama, cuando las deportaciones rompieron cifras récord el término se popularizó. Ahora con la amenaza de Donald Trump, cada vez son más las instituciones y territorios que buscan convertirse en santuarios para indocumentados.

Nueva York, hogar de 2.4 millones de hispanos, es una de las ciudades más comprometidas con la causa.

En 2007 se creó la Nueva Coalición de Santuarios de la ciudad, una red de instituciones que incluye a la Universidad de Nueva York y a la Coalición de Inmigrantes de Nueva York, al menos cien organizaciones ayudan de distintas maneras a los indocumentados que van desde dar clases de inglés, hasta proveer asesoría legal.

“El objetivo de la red es conseguir aliados que sean ciudadanos estadounidenses que puedan llegar cuando las redadas de ICE se estén realizando. El punto es evitar violencia”, explicó Laura Kennedy Stump, integrante del Movimiento Santuario en la costa este.

El apoyo del gobierno neoyorquino al Movimiento Santuario ha sido uno de los más icónicos de este año. No coopera con las autoridades migratorias ni pide identificación a los ciudadanos para utilizar los servicios públicos. Además, el alcalde de la ciudad, Bill De Blasio, prometió enfrentar al gobierno federal para defender a sus ciudadanos sin importar lo que cueste.

“Vamos a usar todas las herramientas en nuestras manos para defender a nuestra gente. Si todos los musulmanes tienen que registrarse, tomaremos acciones legales para bloquearlo. Si el gobierno federal quiere que nuestros policías separen a las familias de inmigrantes nos opondremos a hacerlo”, enfatizó. Bill de Blasio.

LEAVE A REPLY